Realizó 1.200 abortos y se arrepintió tras perder a su propia hija

El Dr. Anthony Levatino creía que estaba haciendo lo correcto. Como un ginecólogo, creía que estaba ayudando a las mujeres a la hora de llevar a cabo 1.200 abortos de embarazos que fueron primero y segundo trimestres

“Yo concluí aquel aborto … pero por primera vez en mi carrera después de todos esos años y todos los abortos que realicé, yo miré esa situación … y yo no vi el ‘maravilloso derecho de elección de la mujer’, también no vi que era un “gran médico ayudando a esa mujer con el problema de ella“, dijo.

“Y yo ni siquiera presté atención la revisé, y el pago de $800 que acaba de ganar en apenas 15 minutos,  no fue suficiente, todo lo que pude ver fue un niño que había sido muerto allí”.

Después de algunos meses, dejó de hacer abortos de gestación en el segundo trimestre y, poco después, dejó de realizar cualquier procedimiento abortivo.

“Una vez que usted descubre que matar a un bebé del tamaño de su mano por dinero es incorrecto, entonces no tardará mucho para que usted descubra que no importa cuán grande es ese niño, todavía es como su hijo o su hija”, dijo . “Eso fue el comienzo del fin de mi carrera con abortos”.

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.